¿Haces dietas y no bajas de peso? Quizás aquí encuentres la respuesta

leptina_1Leptina la hormona para estar esbeltos

¿Sabías que hay literalmente UNA sola hormona solitaria que puede ayudarte a conseguir o romper cada objetivo para perder kilos que establezcas? De hecho, si no aprendes a controlar esta hormona, ya puedes olvidarte de perder la grasa que te sobra, realmente es un gran problema. Esta hormona se llama Leptina. La leptina (derivada de la palabra griega leptos, que significa esbelto), es esencialmente la hormona “maestra” que controla CADA otra hormona para bajar de peso en su cuerpo y la capacidad para quemar grasa en general.

Cuando has entendido esto y cuentas con la leptina a tu favor, la pérdida de grasa se vuelve fácil. Cuando no lo haces, perder incluso medio kilo puede ser virtualmente imposible. Así están las cosas; Casi todo el mundo lucha sin saberlo una batalla perdida contra la leptina cada vez que intentan perder peso. La verdadera razón subyacente por la que no pueden perder peso no es por falta de voluntad en los intentos, tampoco es que se padezca de una mala genética, y no hay nada físicamente mal en usted. La verdad es que usted simplemente ha fracasado porque no ha tomado en cuenta las formas simples de controlar esta hormona para perder peso.

Dicho esto, es bastante fácil ver por qué tanta gente, y tal vez usted es uno de ellos, lucha denodadamente para deshacerse de la grasa corporal no deseada, mes tras mes, año tras año. Necesitamos entender esto: Primero, para quemar grasa, tu cuerpo depende de dos cosas:

1) altos niveles de leptina
2) “receptores” de leptina altamente sensibles, que actúan como el “bloqueo” de la “clave” de la leptina.

Ahora las malas noticias. Cada vez que hacemos una “dieta” y reduce el consumo de calorías, los niveles de leptina caen en picada y la quema de grasa se reduce drásticamente a paso de tortuga. ¿Por qué sucede esto?

Debido a que la función principal de la leptina es proteger al cuerpo contra la inanición, y lo hacemos mediante la disminución de la ingesta de alimentos (es decir, una dieta para bajar de peso), el cuerpo entra en pánico porque considera que la grasa corporal almacenada es una gran necesidad para la supervivencia. Después de todo, la grasa corporal proporciona el combustible almacenado para un gran suministro de energía y calor, ambos recursos altamente valorados cuando escasean los alimentos.

Entendamos bien esto, cuando nos ponemos a dieta, el cuerpo no está al tanto de sus esperanzas de una cintura delgada y marcada, o su deseo de bajar 5 Kg a tiempo para la reunión de la escuela secundaria o la temporada de vacaciones en la playa. De hecho, lo único que sabe es que su consumo de comida ahora está por debajo de lo “normal” y para el cerebro, eso es una gran señal de alarma, pues lo traduce como escasez y se protege.  El resultado: niveles reducidos de leptina y una reducción drástica de la quema de grasa.

De hecho, la investigación ha demostrado que los niveles de leptina disminuyen hasta en un 50% después de solo 7 días de dieta para bajar de peso. Eso lo coloca solo en el 50% de su potencial para quemar grasa a tan solo una SEMANA en su plan de pérdida de grasa, y solo empeora más con cada día que pasa.

Y si eso no fue lo suficientemente malo, con cada libra que kilo por perder, los niveles de leptina caen aún más, lo que hace aún más difícil para usted seguir perdiendo grasa. ¿Por qué? Porque, como se mencionó, frente a la restricción de volumen, su cuerpo considera que la grasa corporal almacenada es un activo para la supervivencia. Mientras más grasa pierda, más “peligro” percibirá su cuerpo, y más difícil será eliminar ese próximo kilo.

Odio seguir siendo el portador de malas noticias, pero el escenario que acabo de explicar es realmente la MITAD del problema. La otra desafortunada realidad es que la gran mayoría de las personas TAMBIÉN están sufriendo una condición conocida como “resistencia a la leptina” debido a los años de altos niveles de grasa corporal y una dieta llena de alimentos procesados y chatarra.

La resistencia a la leptina simplemente significa que incluso en niveles altos, la leptina ya no es capaz de señalar adecuadamente la quema de grasa en su cuerpo, lo que reduce drásticamente sus efectos de pérdida de grasa.

Casualmente, en nuestro modelo de salud Holonómica, apoyados en un programa de nutrición trofológica, nosotros no controlamos la porción de comida y el impacto inmediato es de perder los kilos sobrantes. La hormona toma en cuenta los niveles de nutrientes, cuando estos bajan hay hambre, comes alimento nutritivo, la hormona reconoce la presencia de nutrientes y se quita el hambre.

Ordinariamente la gente como mucho volumen de “comida” chatarra carente de nutrientes, la hormona reconoce esta carencia y no retira el hambre, siguen come y come y come y guarde y guarde y guarde kilos…

No se trata de reducir volumen de comida, se trata de comer lo que la naturaleza indica. Recuerden mi Teorema : “El organismo sobrevive con calidad de vida y longevidad en tanto fluyan a su través energía, materia e información que sean compatibles en cantidad y calidad con su taxonomía y se adapte metabólicamente a su entorno”.

En mi opinión el concepto de calorías es lo más irrelevante que han urdido en nutrición.

Por : Donnato de la O

Donnato de la O es un experto en la dieta trofológica, una dieta que nos regresa a la comida natural para purificar nuestro cuerpo. Visita su página si deseas una consulta.

Fuentes

1. http://conceptodefinicion.de/leptina/

2. http://www.medigraphic.com/pdfs/endoc/er-2002/er023f.pdf

3. http://scielo.isciii.es/scielo.php…

3. http://colombiamedica.univalle.edu.co/…/artic…/view/332/1112

4. https://www.vitonica.com/…/como-controlar-el-peso-corporal-…

Comparte este artículo
Share on Facebook
Facebook
0